Elegí un tema

"Combiná piezas individuales de arte con colecciones de valor sentimental, tales como postales o entradas a conciertos enmarcadas. Unificalas eligiendo un color recurrente, creando un tema o colgando una serie de impresiones que relaten una historia". -- Lotta Linde, diseñadora global de color

Unificá los marcos

"Si tus piezas de arte presentan diferentes colores o estilos, o si los marcos varían en textura y tamaño, pintá todos los marcos con el mismo tono para crear un estilo ecléctico pero unificado". -- Louise Smith, diseñadora global senior de color

Creá una franja

"Exhibí las piezas de arte en una sola fila para crear una franja a lo largo de la pared. Asegurate que las piezas funcionen bien juntas mediante la elección de un vínculo o tema en común". -- Willeke Jongejan, diseñadora global senior de color

Pintá un bloque de color

"En una pared grande y vacía, creá un lienzo dentro de un lienzo al pintar un bloque de color en un tono que aparezca en tu pieza de arte elegida. Una vez que se secó la pintura, colgá la imagen en el centro del bloque de color. Esta técnica crea un efecto elegante de doble marco". -- Marieke Wielinga, diseñadora global de color

Apilá tu arte

"Para generar una atmósfera más relajada, colocá los cuadros en una mesa o estante. Si estás usando marcos de colores y texturas similares, apilá marcos de diferentes tamaños uno sobre el otro, y cubrí partes de las imágenes a propósito para destacar ciertas características. Rematá el estilo al rodear los marcos con elementos de textura o color similar". -- Marieke van der Bruggen, diseñadora global de color