En el frenesí del mundo moderno, puede ser reconfortante sentir que aún estamos rodeados por colores del pasado a través de la moda, el diseño y la decoración de interiores. Los tonos de ensueño de dorado antiguo están hoy en todos lados, desde las pasarelas de Nueva York y París, hasta en los filtros de imágenes vintage que dan un toque nostálgico a nuestras fotos digitales.

Los tonos de dorado antiguo y cobrizo brillante brindan elegancia y sofisticación a los interiores, mientras que los tintes amarillos de fondo evocan una atmósfera acogedora y revitalizante. Para un estilo moderno, combiná dorado amarillento con blanco puro o imitá el encanto glamoroso del Art Deco conjugando dorado antiguo y acentos suaves de rosa y pergamino.