strong>«Nos gusta la idea de crear una habitación de bebé con temática del lejano oeste, pero no sabemos por dónde empezar a elegir el esquema de colores. ¡Ayuda!»

Las habitaciones de bebé tradicionales son adorables, pero si querés probar algo distinto, considerá la elección de una temática especial para la habitación.

Hemos optado por una temática del lejano oeste para mostrarte lo que tenés que hacer, pero también podés optar por tu propia idea y aplicar los mismos principios básicos.

¿Qué esperás? Ponete en marcha y seguí estos cinco pasos simples para crear una divertida habitación de bebé temática perfecta para tu vaquero o vaquera:

Sea cual sea el tema por el que optes, es importante evaluar el esquema de color general y decidir qué colores tendrás que comprar para lograr el aspecto que buscás.

1. Elegí un esquema de color

Sea cual sea el tema por el que optes, es importante evaluar el esquema de color general y decidir qué colores tendrás que comprar para lograr el aspecto que buscás.

Si el objetivo es evocar el árido y seco paisaje del lejano oeste, buscá rojos cálidos y acentos de color naranja que funcionarán con un fondo de color arenoso.

Quizá sea interesante pintar la mitad superior de las paredes con una tonalidad más ligera, como azul cielo o amarillo anochecer, y optar por un tono de terracota en la mitad inferior. Pintá primero el color más ligero, ya que en caso de que haya goteo será más fácil de tapar al pintar la mitad inferior de la habitación.

Si no sabés cómo elegir un color, hacé pruebas con las diferentes tonalidades con la aplicación Visualizer de Inca.

¿Qué colores?

Cobertura Azucarada
Verano Indio
Curasao Azul
Camello

Para el lejano oeste, pensá en enormes cactus, caballos salvajes, plumas, arcos y flechas, pero podés dar rienda suelta a tu imaginación.

2. Creá un punto focal

Cuando hayas pintado el fondo, toca pintar el punto focal con un mural de pared, un stencil o un vinilo que represente la temática elegida. Para el lejano oeste, pensá en enormes cactus, caballos salvajes, plumas, arcos y flechas, pero podés dar rienda suelta a tu imaginación. Buscá stencils online o poné tu imaginación a trabajar y creá las tuyas propias.

Para obtener un auténtico estilo del lejano oeste, utilizá muebles naturales con un sencillo tinte para madera.

3. Evocá una sensación rústica con tonos madera

Para obtener un auténtico estilo del lejano oeste, utilizá muebles naturales con un sencillo tinte para madera.

Por otra parte, para dar una sensación más colorida, elegí colores del mural de pared y pintá las patas de la silla y las puertas de los armarios de la misma tonalidad para unificar el estilo.

¿Qué colores?

Camello
Jarro de Cerámica
Mosaico de Piedras

Tu bebé pasará mucho tiempo acurrucado en su cuna, así que pensá bien en la ropa de cama y los muebles que seleccionás.

4. Colocá accesorios

Tu bebé pasará mucho tiempo acurrucado en su cuna, así que pensá bien en la ropa de cama y los muebles que seleccionás.

Una manta a cuadros colorida o un estampado azteca servirá como escenario para una temática del lejano oeste, y si disponés de ingenio, podés crear tus propias fundas de almohadones y cortinas con temática a juego.

Una pequeña carpa india es un accesorio fantástico que llamará la atención del pequeño cuando juegue en el suelo.

5. Unos cuantos toques finales

Si tenés espacio suficiente, unos cuantos adornos adicionales son todo lo que necesitás para darle el toque espectacular a la habitación de bebé temática. Una pequeña carpa india es un accesorio fantástico que llamará la atención del pequeño cuando juegue en el suelo.

Completá el estilo con una falsa alfombra de piel de vaca para darle un toque de autenticidad y forrá una silla con suaves almohadones con tonalidades a juego con las paredes.

Consejo especial

Hacé que tu mural o plantilla destaque sobre el fondo con una pintura brillante. Creará un contraste alucinante aunque no hayas usado colores brillantes que puedan sobrestimular al bebé.